ÚLTIMA HORA

Reglamento General Deportivo de la Federación Canaria de Fútbol

TÍTULO III - Del estamento arbitral
Capítulo I - Generalidades

Artículo 64.- 1. El estamento arbitral autonómico está constituido por los árbitros titulados para actuar como tales en partidos y competiciones de aquel ámbito, que hayan formalizado su colegiación entre el 10 y el 30 de julio de cada año; y, asimismo, por las personas que, reuniendo los requisitos y condiciones que se establecen en este Reglamento, estén integradas en aquél para desempeñar funciones directivas, técnicas, administrativas o cualesquiera otras necesarias o convenientes para su mejor organización y actuación, ello sin perjuicio de las competencias propias al Presidente de la Federación Canaria de Fútbol y al de las Federaciones Interinsulares.

2. Se consideran árbitros, a los efectos del presente Reglamento:

a) El principal que dirige el partido.

b) Los dos asistentes que le auxilian.

c) El cuarto que, tratándose de encuentros en que participen clubes de Primera o Segunda División, prevé el Artículo 211 del Reglamento XIII del Reglamento General de la RFEF.

d) El Juez de Mesa de Fútbol Sala

Será requisito necesario e inexcusable para que los árbitros ejerzan las funciones que les corresponden, su previa colegiación.

Formalizada ésta, la misma implicará la cesión de los derechos de imagen del colegiado a favor de la Federación Canaria de Fútbol y en consecuencia a las Federaciones Interinsulares que la componen.

Artículo 65.- La Federación Canaria de Fútbol regulará sus propias categorías, si bien a efectos técnicos, y dada la indisoluble unidad que imponen las reglas del juego, la RFEF, a través de su Comité Técnico, así como su Comisión Técnica Nacional de Árbitros de Fútbol Sala, establecerá las bases para una efectiva coordinación técnica con unicidad de programas para las escuelas, así como relaciones permanentes entre dicho Comité Técnico y los Comités territoriales.

Artículo 66.- 1. El Comité Técnico de Arbitros de cada federación interinsular atiende directamente el funcionamiento del estamento arbitral interinsular, y le corresponde, con subordinación al Presidente de la Federación Canaria de Fútbol y en consecuencia al de las

Federaciones Interinsulares que la componen, su gobierno, representación y administración.

2. Corresponde al Comité Técnico:

a) Establecer los niveles de formación arbitral.

b) Clasificar técnicamente a los árbitros y, a tenor de la evaluación realizada por la Comisión de Designaciones, Información, Calificación y Clasificación, proponer al Presidente de la Federación Canaria de Fútbol a través de los Presidentes de las FederacionesInterinsulares los ascensos y descensos y la adscripción a las categorías correspondientes.

c) Aprobar las normas administrativas reguladores del arbitraje.

d) Coordinar con la Federación Autonómica integrada en la RFEF los niveles de formación y los aspectos técnicos a que alude el Artículo 95 del presente ordenamiento

e) Designar a los equipos arbitrales de Tercera División, Primera Nacional “B” de Fútbol Sala y Categorías territoriales.

f) Cualesquiera otras funciones delegadas por la Real Federación Española de Fútbol o las administraciones públicas.

Artículo 67.- El Comité Técnico de Árbitros de la Federación Interinsular de que se trate estará compuesto por el presidente, vicepresidente, cinco vocales, asesor jurídico y secretario.

Artículo 68.- La Presidencia del Comité recaerá, según disponen los Estatutos de la Federación Canaria de Fútbol, en quien designe el que ostenta la de ésta.

Artículo 69.- En el seno del Comité Técnico se constituirán las siguientes Comisiones:

a) De Designaciones, Información, Calificación y Clasificación.

b) De Disciplina y Méritos.

c) De Servicios Generales.

Artículo 70.- 1. La Comisión de Designaciones, Información, Calificación y Clasificación estará compuesta por los miembros que resulten designados a tal efecto por los Comités Técnicos de Árbitros de las Federaciones Interinsulares respectivas.

2. Corresponde a esta Comisión:

a) Designar los equipos arbitrales que hayan de dirigir los partidos de competición oficial, salvo que se apruebe un sistema de designación distinto al que establece el presente Artículo.

b) Proponer las normas de carácter económico propias del arbitraje en las distintas competiciones o categorías de ámbito interinsular.

c) Desarrollar programas de actualización y homogeneización de los criterios técnicos durante las competiciones, en concordancia con la política de formación y capacitación establecidas por el Comité Técnico de Arbitros y los organismos internacionales.

d) Recibir, controlar y archivar los informes, trasladarlos a las correspondientes fichas de los interesados, llevando al día la calificación de los colegiados, así como decidir acerca de la validez de los mismos, cuando se susciten dudas racionales al respecto.

e) Trasladar la Comité Técnico de Árbitros de la Federación Interinsular de que se trate, al término de cada temporada, la evaluación de los árbitros, al objeto de su clasificación.

3. La Comisión de Designaciones, Información, Calificación y Clasificación designará los equipos arbitrales.

Los árbitros designados para dirigir un partido deberán recibir oportuna notificación con, al menos, setenta y dos horas de antelación a la celebración del mismo.

En caso de enfermedad o cualquier otro motivo de fuerza mayor que impida la actuación del árbitro designado, éste lo comunicará de inmediato al Comité Técnico de la Federación Interinsular de que se trate para que se provea a su sustitución.

Los componentes del equipo arbitral deberán ser designados entre colegiados que hayan superado las pruebas médicas, físicas y técnicas, controladas, en todo caso, por profesionales titulados.

Dichas pruebas serán establecidas por el Comité Técnico de Árbitros de la Federación Interinsular de que se trate.

Artículo 71.- 1. La Comisión de Disciplina y Méritos estará conformada por los miembros que resulten designados a tal efecto por los Comités Técnicos de Árbitros de las Federaciones Interinsulares respectivas.

2. La Comisión es el órgano competente para ejercer las facultades disciplinarias que corresponden al Comité, en lo que respecta a la vertiente técnica de la función arbitral. La disciplina arbitral es compatible con la disciplina deportiva asignada a los comités disciplinarios.

3. Le corresponde, además, proponer al Comité Técnico, para que éste lo eleve a la Junta Directiva de la Federación Interinsular de que se trate, la concesión de premios, honores y recompensas a miembros del colectivo arbitral, cuando ello proceda, según lo dispuesto en el presente Reglamento.

Artículo 72.- La Comisión de Servicios Generales está integrada por un vocal que, con subordinación al presidente del Comité Técnico de la Federación Interinsular de que se trate, asumirá las siguientes funciones:

- Equipamiento deportivo.

- Publicidad.

- Relaciones con empresas.

Artículo 73.- En todas las reuniones que celebren las diferentes Comisiones, participarán, con voz pero sin voto, el secretario y el asesor jurídico del Comité Técnico de Arbitros.

Artículo 74.- Son condiciones para integrarse y actuar en la organización arbitral nacional como arbitro en activo, además de las generales establecidas en el ordenamiento jurídico del Estado, las específicas siguientes:

a) No haber superado la edad que en cada caso se requiera para formar parte de las respectivas categorías.

b) Superar las pruebas de aptitud técnicas, físicas y médicas que se determinen como necesarias para la función a desarrollar.

c) Estar en posesión de la correspondiente licencia que le habilite para desempeñar la función arbitral.

Dicha licencia quedará formalizada en el momento que el Comité Técnico expida al interesado el carné acreditativo de tal condición, con expresa mención de la categoría que le corresponda.

Artículo 75.- La condición de árbitro en activo es incompatible con el ejercicio de cualquier cargo en órganos o entidades propios o adscritos a la Real Federación o las de ámbito Autonómico o, en general, a cualesquiera otros que, por su actividad, pudiera comprometer su imparcialidad.

Artículo 76.- Las categorías arbitrales estarán determinadas por las competiciones de ámbito autonómico establecidas por la Federación Canaria de Fútbol y en categoría interinsular las reguladas por las Federaciones Interinsulares, que son las siguientes:

En Fútbol:
3ª División, Preferente, 1ª Regional, 2ª Regional, Juveniles y Auxiliares.

En Fútbol Sala:
Masculino: 1ª B. Nacional, Preferente, 1ª Territorial, 2ª Territorial, Juveniles y Auxiliares
Femenino.

Los árbitros de Tercera División y Primera Nacional “B” de Fútbol Sala tienen la cualidad de nacionales, correspondiendo su designación, por delegación del Comité Técnico de Árbitros y la Comisión Técnica a sus respectivos Comités territoriales quienes, también en coordinación con aquellos, establecerán su régimen general y aplicarán, en su caso, el disciplinario.

El número de árbitros que formarán las correspondientes categorías irán de acuerdo al número de equipos inscritos en cada una de ellos.

Artículo 77.- Causarán baja por edad, al término de la temporada de que se trate, los árbitros que, integrados en las plantillas hayan cumplido, al 1º de julio del año en curso las siguientes edades:

3ª División: 45 años; Primera Nacional “B” de Fútbol Sala: 40 años; Jueces de Mesa de categoría Nacional de Fútbol Sala: 45 años; Preferente: 47 años; 1ª Regional y 2ª Regional: 50 años y Fútbol base: según condiciones físicas y técnicas sin límite de edad.

Artículo 78.- Existirá un equipo de informadores para:
Categoría 3ª División.
Categoría Primera Nacional “B” de Fútbol Sala
Categoría Territorial.

Artículo 79.- 1. Los colegiados que integran las diferentes plantillas, salvo casos de fuerza mayor o causa justificada que, como tal, pondere el Comité Técnico, están obligados a dirigir los partidos para los que hubieran sido designados y, asimismo deberán participar en los entrenamientos oficiales y asistir a las clases y programas de tecnificación programadas por el Colegio.

2. Esta clase de actividades podrán celebrarse, a juicio del Comité Técnico, con la participación de todos los integrantes de la plantilla o de los que, en la fecha de que se trate, no hayan sido designados para arbitrar; y, asimismo, localizándose en un solo punto, con la concurrencia en él de todos los convocados o, separadamente, dentro de la respectiva circunscripción del Comité o de su delegación.

3. La Federación Canaria de Fútbol a través de las Federaciones Interinsulares pondrá al servicio del Comité Técnico y de los árbitros la infraestructura técnica y necesaria para lograr una preparación óptima

Artículo 80.- Los árbitros de Tercera División, Primera Nacional “B” de Fútbol Sala y demás categorías percibirán de los clubes, por cada encuentro en que intervengan, los derechos de arbitraje, transportes y dietas, cuando correspondan, establecidas y debidamente aprobadas por la Federación Canaria de Fútbol a través de sus Federaciones Interinsulares para la temporada de que se trate.

Artículo 81.- Los componentes del equipo arbitral no están obligados a pernoctar, la víspera de la fecha en que se celebre el encuentro que hayan de dirigir, en la misma localidad en que aquél tenga lugar, salvo que obtengan autorización expresa del comité Técnico de Árbitros.

Artículo 82.- 1. El Comité Técnico de Árbitros propondrá anualmente a la Federación Canaria de Fútbol a través de sus Federaciones Interinsulares las normas que tengan repercusión económica en el arbitraje de las competiciones de carácter territorial, así como los derechos arbitrales que los integrantes de las plantillas de las Categorías Territoriales, árbitros asistentes, cuarto árbitro, jueces de mesas de fútbol sala e informadores tienen derecho a percibir.

Analizadas y aprobadas tales propuestas por la Federación Canaria de Fútbol, serán promulgadas a través de Circular.

2. El Comité Técnico de Árbitros propondrá anualmente a la Federación Interinsular de que se trate la cuantía de los derechos arbitrales de los colegiados adscritos a sus diferentes categorías.

Artículo 83.- 1. Al término de cada temporada, los árbitros perderán y ascenderán de categoría con el siguiente criterio:

TERCERA DIVISIÓN: Descenderán a Preferente los dos últimos clasificados.

PREFERENTE: Ascenderán a Tercera División los dos mejores clasificados y descenderán de categoría los ocho últimos clasificados.

PRIMERA REGIONAL: Ascenderán a Preferente los ocho mejores clasificados y descenderán a Segunda Regional los diez últimos clasificados.

SEGUNDA REGIONAL: Ascenderán y descenderán de acuerdo con las necesidades que se den a final de temporada en las diferentes categorías.

JUVENILES Y AUXILIARES: La promoción será de acuerdo con los conocimientos, cualidades y características, considerando las necesidades en las respectivas categorías.

FÚTBOL SALA: Los ascensos y descensos serán de acuerdo con las cualidades y necesidades que se generen en cada categoría.

2. En el movimiento de descensos que prevén las disposiciones que anteceden, se computarán las vacantes producidas por edad, baja voluntaria, enfermedad u otra causa cualquiera distinta de la clasificatoria, siempre que los colegiados ocupen los últimos lugares de la clasificación final.

3. Tratándose de bajas por voluntad propia o incapacidad sobrevenida durante el transcurso de la temporada, podrán ser cubiertas, si a juicio del Comité Técnico lo exigieran las necesidades de la propia competición, por los árbitros que, al término de la anterior, quedaron clasificados inmediatamente después de los ascendidos, si bien ello sólo podrá llevarse a efecto en el primer tercio de la temporada.

Los árbitros tendrán acceso a la puntuación y clasificación finales de todos los integrantes de su categoría y los propuestos para la perdida de categoría deberán ser informados expresamente sobre este particular, a fin de que puedan formular ante la Federación Canaria de Fútbol a través de sus Federaciones Interinsulares, las alegaciones que a su derecho convinieren.

El plazo para formular tales alegaciones precluirá a los quince días naturales contados a partir del siguiente al de la notificación.

4. El árbitro cuyo número de actuaciones, durante la temporada, hubiera sido inferior al cincuenta por ciento de la media de las de su categoría, ello con independencia de las circunstancias que lo motiven, salvo casos de lesión o enfermedad graves, perderá aquella, quedando directamente adscrito, si lo desea, al arbitraje autonómico.

5. Perderá, asimismo, la categoría el árbitro que no supere, por dos veces consecutivas, las pruebas físicas reglamentariamente previstas para la fase de que se trate, quedando en tal supuesto integrado, si lo desea, en el fútbol base.

6. El árbitro que por primera vez no supere las pruebas físicas, será convocado treinta días después para realizarlas de nuevo, considerándose ambas ocasiones como una primera fase.

7. La Junta de Gobierno establecerá los parámetros que sirvan de pauta o criterio a efectos de aprobar o suspender las pruebas físicas.

8. El número de ascensos que, en las diferentes categorías, establece el presente Reglamento, se incrementará, cuando fuere menester, para cubrir las eventuales vacantes producidas por causas distintas a las de descenso, a fin de que, al inicio de cada temporada, las plantillas arbitrales estén conformadas en la forma que establece este ordenamiento.

Artículo 84.- 1. Los árbitro de Tercera División, Primera Nacional “B” de Fútbol Sala y demás categorías territoriales podrán solicitar al Comité Técnico el pase a la situación de excedencia voluntaria, siempre que concurran motivos justificados.

Tal solicitud deberán formalizarla por escrito a través del Comité respectivo, especificando las causas que la fundamentan y acompañando la documentación original que acredite la concurrencia de aquéllas.

2. El Comité Técnico de Árbitros de la Federación Interinsular de que se trate, previo examen del expediente, resolverá, motivadamente, sobre la procedencia o no de la concesión, notificando su acuerdo al interesado.

3. El árbitro que haya sido declarado en situación de excedencia no podrá solicitar ni obtener otra hasta transcurridos dos años desde su reingreso a la de activo.

4. La duración de la situación de excedencia será por un tiempo no inferior a seis meses, ni superior a doce.

Cumplido el tiempo de excedencia, la reincorporación se realizará en la categoría que ostentaba el interesado al iniciar aquélla, siempre y cuando existan vacantes, y previa superación de las pruebas físicas, médicas y técnicas establecidas en el momento de dicha incorporación.

Transcurrido el plazo máximo de doce meses sin retornar al arbitraje activo, el interesado sólo podrá reintegrarse al mismo adscrito a una categoría inferior a la que poseía cuando le fue concedida la situación de excedencia.

5. Cuando solicitase la excedencia un árbitro que por sus puntuaciones estuviese en situación de descenso, éste se consumará en cualquier caso.

6. Concedida la excedencia, el Comité Técnico de la Federación Interinsular de que se trate podrá propone cubrir provisionalmente el puesto con el árbitro mejor clasificado en la categoría inmediatamente inferior, siempre que las necesidades de la competición lo requieran. Si así se hiciere, el que cubriese la vacante retornará a su categoría de procedencia en el momento en que el excedente se reincorpore a la situación activa.

Artículo 85.- Los árbitros están sujetos a las disposiciones que dicte la Federación Canaria de Fútbol a través de sus Federaciones Interinsulares sobre uniformidad, posible publicidad en sus prendas deportivas y comportamiento general con ocasión o como consecuencia del desempeño de sus funciones.

Artículo 86.- El comité Técnico de podrá proponer a la Federación Interinsular de que se trate que se dicten las órdenes o instrucciones de régimen interno que consideren adecuadas o precisas, las cuales deberá aprobar, desde luego, la propia Federación Canaria de Fútbol a través de sus Federaciones Interinsulares, obtenida, en su caso, tal aprobación, se publicarán mediante circular.

Índice - Reglamento General Deportivo de la Federación Canaria de Fútbol


Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitarle su navegación. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies.

Acepto